top of page
Buscar
  • arturolarena

2023 / Directores de sostenibilidad: Los próximos 10 años veremos más cambios que en los últimos 50


Madrid , 28 de abril de 2023.- Que la sostenibilidad está a la orden del día no es ninguna novedad. El mantra del tsunami regulatorio del que se habla en los últimos años ha dejado, desde 2020, más 500 iniciativas regulatorias o voluntarias (tanto de hard como soft law) en materia ESG (Ambiental, Social y de Gobernanza) en el seno de la Unión Europea. Una nueva era del reporting corporativo que está suponiendo y va a suponer una revolución para la manera de trabajar de las empresas en el corto y medio plazo, así como de los profesionales de sostenibilidad. Ante la importancia que este rol ha adquirido, no ha sido de extrañar que dos figuras clave del panorama internacional como Paul Polman o John Elkington hayan querido acompañar la celebración de los 10 años de vida y la cifra de 700 socios de la Asociación Española de Directivos de Sostenibilidad [ASG], conocida como DIRSE. El jueves 27 de abril, DIRSE festejó su décimo aniversario, reuniendo de forma presencial y online a más de 200 interesados que quisieron escuchar, de primera mano, la retrospectiva y previsiones de los expertos invitados.



Durante la contextualización de la jornada Alberto Andreu y Susana Posada, presidente y vicepresidenta de DIRSE, hicieron un recorrido por las cifras de la asociación en estos 10 años, destacando el incremento, en más de un 350%, de la cantidad de socios personales, alcanzando en la actualidad los 704, además de los 70 corporativos. Anunciaron el nacimiento de los premios DIRSE y el lanzamiento de su nueva web, acorde con la nueva imagen y estrategia DIRSE 10 x10 de cara a la próxima década. Adelantaron también algunos retos pendientes de afrontar para la profesión y que trataron en la posterior mesa: guerra de Ucrania, necesidad de un marco regulatorio coherente, la pérdida (o no) de competitividad de las empresas europeas, la polarización política y, como no podía ser de otra manera, la evolución del rol del profesional de sostenibilidad (o dirse). Ana Gascón, vocal de la Junta de DIRSE, presentó la intervención de uno de los fundadores del movimiento global de la sostenibilidad recordando a los presentes que actualmente damos por sentado el rol de las empresas como actores creadores de valor compartido, pero hace 10 años esta idea no estaba consolidada. Conceptos como la Triple Cuenta de Resultados o “Planet, Profit, People” fueron acuñados por John Elkington, una figura de autoridad mundial en responsabilidad corporativa y desarrollo sostenible, un gurú de los negocios sostenibles y evangelista de la responsabilidad social y medioambiental de las empresas mucho antes de que estuviera de moda. Durante su intervención, Elkington aseguró que “en los próximos 10 o 15 años veremos más cambios, tanto posi


tivos como negativos, que en los últimos 50 años”. Un cambio sistémico para el cual los directores de sostenibilidad van a ser un peldaño necesario, parte de su historia y de su respuesta. Durante muchos años la sostenibilidad ha tratado de abrirse camino en las páginas de economía para dejar atrás las de sociedad. ¿Por qué? Cuatro representantes de medios especializados en estas dos materias: sostenibilidad y economía, pasaron al otro lado de la red intercambiando el rol de entrevistador a entrevistado para dar una respuesta. Ismael García Villarejo, director de Publicaciones en Economía Digital, afirmó que es lógico que los contenidos sobre sostenibilidad aterricen primero en las secciones de sociedad ya que los periodistas responden a las inquietudes de la ciudadanía. “La economía no deja de ser un elemento que compone la sociedad, pero no el todo”. ¿Qué ocurre con el greenwashing? Cristina Triana, subdirectora de La Información, confesaba que buena parte de las notas de prensa que reciben los medios constituyen un lavado verde o eco-blanqueo, sin embargo, hay que tener en cuenta que nos es fácil escribir un texto accesible sobre sostenibilidad “empezando por los vocablos propios del sector como: taxonomía, directiva de reporte no financiero, doble materialidad, ESG, CSRD, etc.”. Un punto muy controvertido del actual paquete regulatorio europeo pasa por la gran cantidad de normativas a acatar por parte de las empresas ¿es excesivo? ¿limita la competitividad de las empresas frente a otros mercados más laxos en su ordenamiento? Arturo Larena, director de Medio Ambiente y Ciencia en @EFEnoticias y de EFEverde lo tuvo claro: si la abolición de la esclavitud, del trabajo infantil, o la falta de derechos sociolaborales han sido posiciones muy claras de las que no nos cuestionamos si resultaban ser un factor limitante en la competitividad de las empresas españolas ¿por qué vamos a cuestionar la idoneidad o no de preservar el medio ambiente (donde vivimos, respiramos, el agua que bebemos…)?


Ya con la visión puesta en el futuro, los panelistas debatieron acerca de una posible taxonomía social en los próximos años. María Domínguez Iglesias, coordinadora de “elEconomista Inversión sostenible y ESG” y redactora de Mercados, está convencida de que esta futura clasificación verá la luz, aunque inicialmente de forma imperfecta ante la complejidad de regular a nivel europeo unos estándares homogéneos para soberanías nacionales tan dispares a nivel social. Antonio Fuertes Zurita, vocal de la Junta de DIRSE, entrevistó en directo a Paul Polman, empresario holandés, ex- director ejecutivo de Unilever, autor de Net Positive: How Courageous Companies Thrive by Ding More than They Take, quien remarcó que nos encontramos, literalmente, en el punto de inflexión en el que el coste de no actuar (en materia ambiental) ha llegado a superar al coste de actuar: olas de calor que afectan a las cosechas y a la salud, contaminación que afecta a la vida humana, etc. Es por ello que, actualmente, la mayoría de gobiernos se han fijado alcanzar el compromiso Net Zero para 2050 – 2060.

No obstante, Polman defendió que no se trata exclusivamente de una crisis climática o de desigualdad, entramos en el terreno de una crisis humana de avaricia y egoísmo. La clave de todo está en cambiar nuestra forma de pensar, dar el paso desde la Responsabilidad Social Corporativa a la Responsabilidad Social Cooperativa. Polman defendió el rol de los dirses, o profesionales de sostenibilidad, como un chief sensemaker (director creador de sentido común) con grandes expectativas de futuro, poniendo como ejemplo el caso de Helena Helmersson, la actual directora ejecutiva de H&M (desde 2020) que anteriormente fue su directora de sostenibilidad. Un buen ejemplo de cómo el crecimiento de los dirses hace que no solo no se queden en los C-suite (niveles ejecutivos) sino que alcancen el liderazgo de las compañías. Dulcinea Meijide y Carlos Arango, vocales de la Junta de DIRSE, agradecieron la oportunidad durante la jornada, al contar con profesiona les de tan alto nivel, para elevar la mirada y soñar, “seguir soñando por otros 10 años más”. Ponían en común la suerte de los profesionales del sector de “empezar el día hablando de cambio climático, tomar el café de media mañana con la diversidad, reunirse con el capital natural, y acabar con finanzas sostenibles. “Todo esto es imposible hacerlo solos sino es de la mano de otras organizaciones y áreas que te enseñan y acompañan. Gracias por ello a todas las personas que han hecho camino al andar para llegar hasta aquí 10 años después”.

La jornada finalizó con la sesión de Asamblea de DIRSE, en cuyas elecciones salieron elegidas dos nuevas vocales, de entre cinco candidatos, para la Junta de la asociación:

  • Ana María López de San Román, directora de Ética, Sostenibilidad y Alianzas de ILUNION

  • Teresa Mañueco Pfeiffer, directora de Panificación y Desarrollo ESG de CEPSA



1 visualización0 comentarios
bottom of page